domingo, 27 de diciembre de 2015

La rutina



La rutina es como mi abrigo gris de paño: raído y antiguo, pero  se ajusta y se acomoda al armazón de mis huesos, con la calidez de un abrazo.
Cuando la rutina se instaló en mi frío, mi calendario estaba por la mitad, me acostumbré  a que arrancaran mis hojas  de dos en dos, el paso de las estaciones se enajenaba  en el perfil de los días y descolorida, la piel de la costumbre, se quedó a vivir en el espejo.
Ahora cuando me miro, la rutina me devuelve la imagen de aquella que fui,
sin edad, sin tiempo, sin queja.

Un día de éstos lo romperé en mil pedazos, aún no sé si para ser libre, o para multiplicar la monotonía de no ser.

5 comentarios:

San dijo...

Rosa estas guapa, pero guapa, guapa. Ole tu arte y si rompes ese almanaque que sea para ser libre.
Un abrazo con mis mejores deseos para este año que pronto vamos a estrenar.

ReltiH dijo...

MUY REFLEXIVO TU PLANTEAMIENTO.
ABRAZOS

Sindel Avefénix dijo...

Ya llegará el momento justo de romperlo en mil pedazos y ser libre.
Cuando menos uno lo espera, se nos va la rutina de la piel y empezamos a sentirnos vivos.
En la fotografía se te ve espléndida.
Un beso.

Esther Planelles dijo...

La rutina es la primera gran decepción que se llevan los niños al entrar en el mundo y, sin embargo, la necesitan para sentirse seguros. El paso de los años hace que esa rutina nos pese y, como dice Sindel, llegará el momento de romper y ser libre.
Hum... Yo diría que tu imagen te sienta muy bien ;-)

Un abrazo.

Mirella Denegri dijo...

Se que el espejo puede decir muchas cosas y por dentro sentirnos de diferente manera, pero creo sin temor a equivocarme que tu rutina hace tiempo que dejo de ser rutina, y la vida, a pesar que dicen que los años pesan, en tu caso te sientan muy bien...Ademas, quien posee las armas para escribir y soñar, siempre puede volar sin ese abrigo pesado...besoss..y que recibas el año nuevo con mucha alegria....