domingo, 15 de enero de 2012



Sin nombre, el dolor es más de todos. Se llora por turnos.

13 comentarios:

gustavo dijo...

ya había leído esta frase-sentencia anoche.claro, eran las tantas de la noche. y así, laverdad, como que no vale ponerse a comentar.
y así debe de ser, rosa de los desastres...no sé,¿no ves tú alguna contradición entre el dolor es de todos o más de todos y la palabra turnos?
es como si el hecho de llorar por turnos aniquilara al conjunto...es como tomar una parte...tan sólo si la comunicación existiera entre los del "por tuenos" y el todos...quizá sí..qizá no viera la contradicción...
medio beso-.

CAS dijo...

Como la alegría, que va por barrios, aunque a veces por la sensibilidad, por la forma de ser... bueno que los turnos se repiten...

besos y abrazos mil

San dijo...

Por turnos alegrías y penas, por turnos vida y muerte, por turnos llanto y risa, por turnos, la vida es una rueda que no para de girar.
¿qué el dolor compartido es menos dorlor? pues no lo se porque, doler duele.
Besos sin turnos Rosa.

Pepe dijo...

Pienso que cuando el dolor no tiene nombre, se llora menos, aunque tambien se llora. Cuando tiene nombre y además ese nombre está próximo en el universo de nuestros afectos, el dolor duele y duele mucho hasta hacernos sangrar, como el dedo de tu imagen.
Un abrazo.

Verónica Marsá dijo...

Se llora por turnos, dices? Pues no me pido la vez. La cola de las risas por dónde anda?

Un besito.

Natàlia Tàrraco dijo...

Hay una espina para cada dolor, parece el de todos, anónimo, pero duele íntimo, no hay dos espinas iguales.

Otra reflexión de las tuyas, Rosa, muy especial. A pesar de tu nombre no te imagino con espinas.
Besitos meditando admirada.

El Éxodo dijo...

Pero hay turnos que se nos hacen interminables. Quizá sea porque el dolor, aunque no podamos o queramos recordarlo, siempre, siempre, tiene un nombre.

Besos.

David C. dijo...

profundo y directo. me gusta.

Atalanta dijo...

Desde luego Rosa, todos los ojos no lloran el mismo día.

Besos risueños

Arruillo dijo...

Al no tener nombre se generaliza, lo que ocurre es que también pasa desapercibido en la mayoría de las ocasiones. Así que cal y arena en este sentido.
Un beso

Anónimo dijo...

Nuestra historia personal al final no es tan distinta del resto...cambian los escenarios, los nombres y poco más....ese capítulo que hoy te crea dolor a tí, ocupó también la historia de fulanito de tal...Gracias Rosa por ser tan "desastrosamente" brillante.

Escribir es seducir dijo...

EXCELENTE!!!!!!
ES UN DOLOR SIN PERSONALIDAD

SALUDOS

CAS dijo...

pd. quiero unas medias asíiii!!!!jajaja